Se rieron de él cuando puso un calcetín viejo sobre el panel de instrumentos. ¡Ahora todo el mundo hace lo mismo!

Todo conductor que no tiene garaje y tiene que aparcar fuera sabe lo frustrante que son las ventanas congeladas.

No hay nada más irritante que malgastar una mañana quitando las capas de hielo del coche. Implica no solamente levantarse temprano, sino también ponerse ropa que abrigue y tener paciencia. Por supuesto, puedes poner la calefacción en el coche y esperar, pero seamos sinceros, nadie tiene tanto tiempo por la mañana.

skarpetka-w-samochodzie1



Existe, sin embargo, una pequeña solución para aquellos conductores que no dispongan de garaje.
La encontrarás en la página siguiente.

zamarzajace-szyby



One Response

  1. Mariusz

Reply