Los chinos pintan las gambas de peor calidad y las venden a un precio altísimo en todo el mundo. ¡Que no te engañen!

Los chinos son campeones del mundo en la producción de falsificaciones.

Pueden falsificarlo todo: ropa, zapatos, cosméticos, aparatos electrónicos, pero también… ¡gambas! Las gambas son crustáceos que viven tanto en agua dulce como salada y hay alrededor de 2,5 mil especies. Entre ellas, los gourmets aprecian la gamba ártica, llamada también noruega, la cual tiene un buen sabor y un agradable color rosa, intensificado con un tratamiento de calor. Estas gambas son muy caras, es por eso que los chinos han decidido otra vez engañar a sus clientes y convertir las gambas más baratas en las más caras.


chinese-shrimp-p


Las gambas chinas son pequeñas y pálidas, así que, para hacer ver que son las gambas árticas, tienen que pasar por un lavado de cara. Consiste en bañar la gamba (no siempre fresca) en un tanque de polifosfato de sodio. Este compuesto sintético, bajo el símbolo E452, se añade a comidas muy procesadas y a detergentes. Cuando se consume en pequeñas cantidades es inofensivo, pero en estas gambas está concentrado y supera el máximo.

Las gambas chinas deben ser teñidas con anterioridad para poder engañar.

chinese-shrimp-7


El polifosfato de sodio es el adecuado para darle a las gambas su bonito color rosa, pero también hace que absorban mejor el agua. Cuanto más polifosfato de sodio absorba la gamba, más grande será y más beneficios tendrá.

Las gambas son un fruto muy preciado del mar, pero deben proceder de una fuente segura y fiable.

¿Qué les sucede a las gambas poco afortunadas? Si no tienes miedo de saber la verdad, te invitamos a que leas la página siguiente.

chinese-shrimp-2


source : hybridtechcar.com

Reply