Estos amos imitan a sus mejores amigos. ¡El resultado es divertidísimo!

La fotógrafa Inés Opifanti, de Hamburgo, decidió hacer una sesión de fotos con los propietarios imitando las caras de sus perros. Hace tres años, Inés adoptó a un cachorro con los ojos azules y pronto se dio cuenta de que su cara imitaba las expresiones humanas. Y viceversa, ya que las personas también pueden imitar las caras de sus mascotas. Así fue como salió la idea de hacer esta sesión de fotos.

Se hicieron fotos de algunas personas con sus perros. Se puso a los animales en un pequeño podio para que sus expresiones faciales pudiesen ser capturadas. Los propietarios estaban con sus mascotas y les daban galletitas para que se animaran a cooperar. La parte más importante era asegurarse de que el perro estuviese relajado para que se hicieran fotos actuando de manera natural. Primero se hacía la foto al perro y, luego, el propietario tenía que interpretar qué estaba pensando el animal e imitarlo. Inés se dio cuenta de que los amos imitaron muy bien a sus mascotas, lo cual es realmente fascinante ya que pertenecemos a dos especies completamente diferentes.

1

2 3 4 5


source : ines-opifanti.com

Reply