Ayudó a un pobre niño que había robado un medicamento para su madre. Mira como la vida premia a la gente buena.

La bondad siempre vuelve a la gente buena que recibe el doble. Es lo que pasó a este hombre que ayudó a un niño pobre cogido con las manos en la mesa. Cuando luego necesitaba ayuda apareció alguien que le ayudo sin pensar dos veces.

Mira el final de esta historia. La conmoción deja sin palabras.

Bez-nazwy-8


¡Si te ha gustado esta publicación, compártela con los amigos por Facebook!

Página 1 de 1

source : youtube.com

Reply